06 Sep 2019

BY: María Migali

Servicios / Wellness

Comments: No hay comentarios

Alrededor de 800.000 personas se quitan la vida cada año y muchas más intentan hacerlo. Este problema es global, aunque según la OMS, en el 2016 el 79% de los suicidios tuvieron lugar en los países de ingresos medianos y bajos.

¿Quiénes están en riesgo?

Si bien existe una relación entre el suicidio y ciertos trastornos mentales, como la depresión y el alcoholismo, muchos suicidios se producen impulsivamente en momentos de crisis que afectan la capacidad para afrontar las tensiones de la vida, tales como los problemas financieros, rupturas de relaciones afectivas o dolores y enfermedades crónicas.

El suicidio se puede prevenir

El suicidio es un problema complejo y la prevención debe realizarse en conjunto desde diferentes sectores de la sociedad como la salud, la educación, el derecho, la política, los medios de comunicación y el trabajo. Dado el estigma generalizado alrededor del suicidio, la mayoría de las personas que contemplan el suicidio no saben con quién hablar. En lugar de fomentar el comportamiento suicida, como muchas veces se cree, hablar abiertamente puede dar a una persona otras opciones o tiempo para reflexionar sobre su decisión, previniendo así el suicidio. 

¿Qué pueden hacer las empresas?

Existen algunas medidas que pueden adoptar las organizaciones en pos de la prevención como las siguientes:

  • Brindar información para concientizar tanto a líderes como a colaboradores sobre los índices de este problema en el mundo, cómo se puede prevenir y cómo ayudar a personas que podrían estar pasando por esta difícil situación.
  • Ofrecer capacitaciones para líderes, servicio médico y recursos humanos en la identificación de señales que podrían indicar que una persona está en riesgo y cómo dar apoyo derivando al recurso profesional apropiado.
  • Desarrollar políticas de prevención del consumo de alcohol y drogas.
  • Contar con un Programa de Asistencia al Empleado. Este Programa cuenta con una línea gratuita que funciona las 24 horas para crisis psicológicas y es atendida por profesionales especializados. Tanto empleados como familiares pueden utilizar el servicio de manera voluntaria, gratuita y confidencial. Los líderes también pueden llamar para consultar sobre cómo dar apoyo a un colaborador. Los profesionales a cargo del servicio son Psicólogos capacitados en realizar un diagnóstico de cada situación de manera temprana, dar indicaciones sobre el tratamiento apropiado a seguir y hacer un seguimiento de cada caso para monitorear evolución.

Importante: Si conoce a alguna persona que podría estar pensando en quitarse la vida, escúchela con actitud abierta y ofrézcale su apoyo.  Anímela a pedir ayuda profesional. Ofrézcale acompañarla a las entrevistas. Si cree que la persona corre peligro inmediato, no la deje sola. Pida ayuda profesional a los servicios de emergencia de su comunidad.

Lic. Andrea Lardani

Grupo Wellness Latina

Referencias: WHO Library Cataloguing-in-Publication Data. Preventing suicide: a global imperative. Organización Panamericana de Salud (2019).

Side bar